Deutsch | Français | Italiano | English



L. Ronald Hubbard descubrió tres barreras fundamentales que impiden a una persona tener buenos resultados al estudiar un tema. A pesar de todo lo que se ha escrito al respecto, estas tres barreras, simples como son, nunca se consideraron lo más importante para la educación efectiva. Por carecer de estos datos, las pérdidas por estudiantes a quienes se enseña de manera inadecuada, en potencial no logrado y frustración, son incalculables

La Primera Barrera -Falta de Masa

Intentar enseñar alguien sin la masa (u objeto) con el que va a estar relacionado, puede hacer el estudio sumamente difícil. Esta es la primera barrera al estudio.

Si alguien está estudiando sobre tractores, por ejemplo, el texto impreso y la palabra hablada no son sustituto de un tractor real. La falta de un tractor para asociarlo con la palabra escrita, o cuando menos, fotografías del tractor, puede impedirle a la persona la comprensión del tema.

Cuando se intenta educar a una persona en un tema, sin tener el objeto real presente o a la disposición, ocurren reacciones fisiológicas definidas. Un estudiante que se topa con esta barrera, tenderá a sentirse aplastado, encorvado, dando vueltas, como muerto, aburrido y exasperado. Puede acabar sintiendo la cara aplastada, con dolores de cabeza, y con una sensación rara en el estómago. Puede sentirse mareado de vez en cuando y a menudo le dolerán los ojos. Estas reacciones son muy comunes pero se atribuyen falsamente a poca iluminación, a estudiar demasiado tarde por la noche o a cualquier tipo diferente de razones incorrectas. La causa real es la falta de masa sobre el tema que uno está estudiando.

El remedio a esta barrera es proporcionar el objeto en sí, como en el ejemplo anterior, el tractor, o un sustituto razonable de este. Por instinto, algunos educadores han sabido esto, pero por lo general se aplicaba sólo a los estudiantes más jóvenes y nunca se le había dado la importancia que merece en cualquier nivel de enseñanza.

La Segunda Barrera - Un Gradiente Demasiado Pronunciado

La siguiente barrera es un gradiente de estudio demasiado pronunciado. Es decir, si se fuerza a un estudiante a emprender una nueva acción sin haber comprendido la acción previa, resulta confusión.

Hay un conjunto de reacciones fisiológicas diversas que ocurren como resultado de esta barrera. Al chocar contra un gradiente demasiado pronunciado, se experimenta una especie de confusión o de tambaleo.

Por lo general, la dificultad se atribuye a la nueva acción, cuando de hecho parte realmente de la acción previa. La persona no entendió alguna parte anterior y luego entró en confusión en la nueva. Esta barrera al estudio es muy marcada en los temas que tienen que ver con actividad.

Tomemos el ejemplo de una persona que aprende a conducir. No puede coordinar pies y manos de forma apropiada para cambiar la velocidad del coche manualmente, al ir por el carril. Se descubrirá que la dificultad se encuentra en alguna acción anterior a cambiar de velocidad. Posiblemente no se sentía cómoda al meter las velocidades cuando el motor estaba apagado y el coche parado. Si se reconoce esto, se puede reducir el gradiente y llevar a la persona a un punto donde pueda cambiar con facilidad las velocidades del coche cuando esté detenido, antes de llevar a cabo la misma acción cuando el coche esté en movimiento.

La Tercera Barrera - la Palabra Malentendida

La tercera barrera al estudio es la más importante de las tres. Es el factor primario relacionado con la estupidez y muchas otras condiciones no deseadas.

Esta tercera barrera es la palabra malentendida. Una definición malentendida, una definición no comprendida, o una palabra sin definir pueden bloquear por completo nuestra comprensión de un tema e incluso hacer que lo abandonemos por completo.

Este importante aspecto del campo de la educación tiene una aplicación enorme, pero todos los educadores de la historia lo ignoraron.

Pasar por alto una palabra o símbolo para el que no se tiene una definición apropiada, hace que la persona experimente, de manera inconfundible, una sensación de estar en blanco o de vacío. Tendrá una sensación de "no estar ahí" y empezará a sufrir una histeria nerviosa. Estas son manifestaciones diferentes a las de cualquiera de las otras dos barreras.

Sin embargo, la barrera de la palabra malentendida es mucho más importante que las otras dos. Tiene mucho que ver con las relaciones humanas, la mente y temas diferentes. Establece la aptitud o la falta de esta y es la clave a lo que los psicólogos intentaban probar durante años, sin reconocer lo que era.

Un individuo podría ser brillante como programador de computadoras, o no serlo, pero su capacidad para hacer los movimientos de la programación de computadoras dependería exclusivamente de definiciones y sólo de definiciones. Hay alguna palabra en el campo de la programación de computadoras que la persona que era inepta no definió o no comprendió y esto dio como resultado su incapacidad para actuar en el campo de la programación de computadoras.

Esto es importante en extremo ya que nos dice qué pasa con la capacidad de acción y que la restauración de esta capacidad depende sólo de localizar y comprender cualquier palabra que se ha malentendido en un tema.

¿Alguna vez ha llegado al final de una página sólo para darse cuenta de que no recordaba lo que acababa de leer? Ese es el fenómeno de la palabra malentendida y siempre se encontrará una justo antes de que el material se quedara en blanco en su mente.

Este descubrimiento notable puede aplicarse a cualquier empresa que se realice y abre las puertas de la educación de par en par.

Estas barreras al estudio y la forma de resolverlas se encuentran en un curso de entrenamiento de Scientology llamado el Hat del Estudiante. "Hat" (del inglés, "gorra" o "sombrero") es un término familiar de Scientology que se usa para referirse a un trabajo particular; se tomó del hecho de que en muchas profesiones, tales como la ferroviaria, el tipo de gorra o sombrero que se lleva es el distintivo del puesto.

El curso del Hat del Estudiante abarca la tecnología completa de cómo estudiar cualquier tema de manera efectiva, y le da al estudiante todos los instrumentos que necesita. La mayor parte de la tecnología de estudio se encuentra en doce conferencias sobre el aprendizaje y la educación que el Sr. Hubbard impartió y se incluyen todas, junto con muchos de sus escritos sobre el tema.



Los materiales que comprenden el curso del Hat del Estudiante contienen toda la tecnología de estudio de L. Ronald Hubbard, de la misma forma en que se encuentran en sus obras escritas y cintas grabadas. Este curso, publicado en muchos idiomas, hace posible que una persona pueda aprender a estudiar efectivamente.


En este curso se logra una comprensión plena de las barreras al estudio y cómo reconocerlas y solucionarlas por completo. El estudiante aprende a aclarar una palabra malentendida de forma que la comprenda totalmente y pueda usarla en el lenguaje oral y escrito. El estudiante también se adiestra en un método preciso que el Sr. Hubbard desarrolló para asegurar la comprensión de lo que se ha estudiado.

En una sociedad tecnológica, una persona que no puede asimilar información con facilidad está en grave peligro de quedarse atrás. El solo uso del Hat del Estudiante podría fortalecer la cultura.

La tecnología de estudio se aplica a nivel universal y se ha observado que se utiliza en forma generalizada fuera de la Iglesia: en escuelas, universidades, negocios y otras instituciones. Para poner esta tecnología a la disposición de todos, la Iglesia ofrece las siguientes obras junto con los materiales del Hat del Estudiante:

Manual Básico de Estudio

Aquí se describen los descubrimientos de la tecnología de estudio más importantes; es para estudiantes de cualquier edad o nivel académico, de adolescentes en adelante. Se abarcan todos los fundamentos que proporcionan una base firme para lograr buenos resultados al aprender cualquier tipo de actividad.

Aprender Cómo Aprender

Se recomienda como el primer libro de estudio para niños. Esta obra ilustrada enseña a los niños cómo estudiar. Es fundamental para la educación de todos los niños y enseña las destrezas exactas que se necesitan para empezar a aprender.

Destrezas de Estudio para la Vida

Escrito específicamente para adolescentes más jóvenes, este libro capacita a una persona a aprender los aspectos más básicos de la tecnología de estudio en un formato fácil de entender.

Existen dos libros más para ayudar a los niños a estudiar:

El Libro Ilustrado para Niños Cómo Usar un Diccionario

A muchos niños no se les ha enseñado a usar un diccionario. Por lo tanto, cuando su padre o el profesor usa un término que está fuera de su nivel de comprensión, no saben cómo definirlo. El Libro Ilustrado para Niños Cómo Usar un Diccionario enseña a los niños cómo encontrar palabras en el diccionario y comprenderlas.

Gramática y Comunicación para Niños

Este sencillo libro de gramática inglesa se escribió e ilustró de manera que mantuviera el interés de los niños. Su propósito es mostrarle al nuevo estudiante los fundamentos de la gramática para que pueda comprender y comunicarse bien y no desarrolle miedo o aversión en relación al tema.




Anterior | Glosario | L. Ronald Hubbard Tecnología de Estudio Página Principal | Librería | Encuesta | Siguiente |

Sites - L. Ronald Hubbard:
| L. Ronald Hubbard: El Fundador de Scientology | Tributos y Reconocimientos para L. Ronald Hubbard | L. Ronald Hubbard: El Filósofo | L. Ronald Hubbard, El Filántropo | L. Ronald Hubbard, Un Perfil |

© 1996-2004 Church of Scientology International. All Rights Reserved.

For Trademark Information on Scientology Services.